1. Los huéspedes deben solicitar la aprobación para agregar sus perros a su reserva antes de la llegada, poniéndose en contacto con el hotel por teléfono (+506) 2643 0420 o por correo electrónico a reservaciones@oceanojaco.com. El hotel se reserva el derecho de denegar la entrada a los dueños de mascotas que no hayan informado al hotel sobre la llegada de sus perros. Oceano no acepta gatos, conejos ni hamsters.
  2. Los perros solo están permitidos en tipos de habitaciones seleccionados. Se pueden aplicar restricciones debido al tamaño y la edad de su perro, y debido al tamaño del tipo de habitación específico.
  3. Habrá un cargo adicional de $10 USD por noche por perro.
  4. Al hacer el registro de entrada, se debe abonar un depósito de seguridad mediante un bono abierto por un importe de $250 USD.
  5. El hotel acepta un perro por habitación, sin embargo, el permiso de traer más de un perro estará sujeto a la aprobación de la gerencia.
  6. Los perros deben tener al menos 6 meses de edad y estar completamente vacunados.
  7. El hotel acepta perros de razas pequeñas a medianas que pesen menos de 15 kg. Razas más grandes pueden ser aceptadas a petición, y estarán sujetas a la aprobación de la gerencia.
  8. Es obligatorio usar una correa para perros en todas las áreas públicas. Los perros no pueden sentarse en las sillas del restaurante o en el regazo de los clientes mientras comen en el restaurante.
  9. Está prohibido usar las toallas del hotel para secar a su perro. No se permiten perros en las camas del hotel, proporcionamos camas para perros cuando haga una reserva. Está prohibido dejar perros dentro de la piscina, bañera de hidromasaje o piscinas de inmersión disponibles en algunas de las habitaciones.
  10. Los dueños de mascotas aceptan ser considerados responsables por los daños causados por sus perros, que pueden requerir un cargo de $100 por la limpieza profunda de la habitación, si el perro se alivia sobre un artículo de mobiliario en la habitación.
  11. En caso de que la administración reciba quejas de otros huéspedes sobre ruido excesivo u otras molestias causadas por los perros, la gerencia del hotel se reserva el derecho de pedirle al dueño del perro que salga del hotel.
  12. ¡Nos encanta conocer a nuestros invitados caninos de cuatro patas! Sin embargo, le pedimos que considere que quizás algunos invitados no se sientan cómodos con perros demasiado cerca de ellos mientras comen o descansan en el área de la piscina, por lo tanto, respete su espacio y mantenga a sus perros atados y cerca de usted cuando visite estas áreas.